Tuesday, February 20, 2007

"Slash-Quit"...

Qué es lo que le hace a uno abandonar una relación hermosa y tranquila para embarcarse en otra que aparentemente es más prometedora o al menos “nos rescata” de algo “ que nos quiere atacar? Sin duda, hay miles de respuestas para esta pregunta, y todas son razonables y atendibles desde la perspectiva lógica. Esto puedo entenderlo perfectamente bien, tanto por experiencia personal como por lo que me ha tocado ver alrededor. Sin embargo, qué es lo que mueve a una persona – hombre o mujer – a buscar “algo por fuera” cuando está definitivamente enamorado hasta los huesos de su pareja actual?, qué es lo que le impide reconocerlo y vivir tranquilamente con eso?... Qué desafíos se supone que quiere superar o – peor aún – de qué quiere arrancar????

Últimamente, he visto muchas relaciones peligrar por este hecho innegable de saber que cuando uno se enamora y es “golpeado” por la intensidad del amor, se asusta al reconocerse vulnerable, abierto y totalmente expuesto a la voluntad de otro ser que nos tiene absolutamente hechizado y en sus manos.

Bueh! Me gustaría poner un poco de cordura y quisiera recodarle a todos mis amigos “enamorados” que tal poder lo tiene la persona aquella solamente porque nosotros se lo hemos otorgado, ergo, por qué huir mentalmente de algo que nosotros ya hemos decidido hacer con el corazón?

Ahora, debo reconocer que la fuerza del amor no es menor. Te intimida y te empequeñece, pero con la maravillosa chiquitez y fragilidad que te permite ser cuidado, mimado, absorbido y contagiado por otro ser al que no dudas en abrirle las puertas no sólo de tu casa sino también de tu ser.

Yeap! Estoy de acuerdo, la frase anterior (y el párrafo entero ameritan el cantito: “momento cursi… cursi, momento cursi”)… peeeeero alego en mi legítima defensa que a veces es muy bueno sentirse así de frágil, sobre todo cuando uno ha librado batallas bastante heavy en la vida. Ahora, si uno aprendiera a relajarse y dejarse llevar por lo que eso nos hace sentir, sin asustarnos, sin duda que el resultado sería bastante más agradable que el decidir luchar en contra de lo que estamos sintiendo. Es como querer nadar contra la corriente todo el tiempo. Eso al final, nos agota.

He visto parejas muy lindas terminar hechas pedazos tan sólo porque uno de los dos se siente sobrepasado por la fuerza poderosa e incandescente del amor… y por queeeeeeee???? Me pregunto yo, por qué decidir boicotear VOLUNTARIAMENTE una relación que marcha sobre ruedas???? Por qué hacer un “slash-quit” en ese proyecto vital?... No lo sé. Es un misterio para mí…

Mil veces he dicho que si yo tuviese una relación de esas, en que me encontrara cara a cara con mi hombre diez, no lo pensaría dos veces y estaría “ahí” a todo evento… pero lamentablemente mis acciones me demuestran lo contrario. Sencillamente no estoy preparada para sentirme “frágil, tierna y dulce” y a la absoluta merced de la voluntad (amorosa) de otro ser. Y es curioso, porque yo que me precio de poder manejar cualquier situación, cualquiera!, no importando lo dura o difícil que sea, cuando me quieren cuidar o me protegen con gusto, sencillamente no sé qué hacer… simplemente, me paralizo y ni siquiera puedo dejarme querer e instintivamente me dan ganas de correr a perderme y la pantera cazadora se transforma en un agitado gatito todo tembleque.

Este post no es para tomárselo demasiado en serio, sólo es una “nota al margen” a partir de ciertos hechos que me ha tocado ver últimamente, que me llaman profundamente la atención en la naturaleza del ser humano y de cómo ha “contra-evolucionado” en relación a su propia sensibilidad y sus sentimientos. Tal pareciera que hoy por hoy “no le lleva” eso de enamorarse y sentir cosas bellas y mucho menos dejarse querer. Esto parece que – tristemente – no está “IN”.

8 comments:

Siempre Yop said...

Amén....
de la reina del boicot a la princesa del boicot, jajajjajajajjaja
para muestra un boton no crees

Diego de la Vega said...

No entendí algo... falta mencionar de cuales relaciones te inspiraste para este posteo, no creo mucho que se diga algo por que si...

Icy said...

Wena poh "Reina"!!!! (Léase con la "erre" bien arrastrá!!)

Jajajajajaaaaa!!!
____________________

Diego, no te preocupes. Como dije, es producto de varias experiencias, no sólo de la mía.

Sorry por andar tan perdida pero he estado súper trabajólica últimamente.

Un abrazo para todos!!!

I.

Magda de los devastados said...

Jajajajajjaja, que me reí con el momento cursi, con el post, con los comentarios de la rrrrrreina,jajjaja, será que ando buena para reirme, calugas de tony creo que se llaman, pero Ud. sabe que mucha moral para hablar no tengo, de hecho me despido porque voy arrancandooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo....
Besitos.

Icy said...

GUAAAAjajajjaja!!!

Ay, amiga!!! No sabes como me he reído....

Jajajja!!!!

Te quiero mucho amigui, mucho!!

Besitos,

I.

andres said...

el afán de probar, probarse....y lo desechable de lo que tenemos...nos lleva a hacer tonteras

rubiraver said...

mmmmmmm, sip, pienso que a veces hacemos elecciones segados por el amor, pero en lo mas profundo sabemos que no seremos felices, pero igual continuamos con los momentos cursis, cursis, cursis.
en fin, saludos icy, la diplomatica me los envio por mi. saludos a el amigo en momentos de dificultad, nuestro mas sincero apoyo, podriamos juntarnos en el bar aquel, y ponernos al dia. cariños. icy recuerda, siempre hay un nuevo dia.

Over40 said...

Mmmm! Esto hay que releerlo.

TQN