Friday, June 20, 2008

De libros y amores...

Hoy mi amiga Rocio y yo nos inspiramos mutuamente para escribir un post cada una. Estábamos hablando de nuestro tema fetiche: Los amores no correspondidos y el miedo al compromiso. Y en esa, Rocío dice LA frase que me inspiró: “Quedan tantos libros por leer todavía”... Cierto, qué cierto es eso!!! Para qué vamos a llorar por la leche derramada??? Aún queda patria ciudadanos!! Jaajajja..

Para las que ya venimos de vuelta de relaciones terminadas, separaciones catastróficas, pololeos tóxicos y amistades con ventaja que resultaron claramente desventajosas, nos cuesta más que un poco volver a confiar en otra persona y abrirse nuevamente a la experiencia amorosa por completo. A modo de broma, decíamos hoy que los hombres pasteles deberían traer un cartel que diga: “ADVERTENCIA: Este sujeto puede resultar dañino para su corazón” o al menos, tener una baliza en la cabeza para que nos advierta que no debemos acercarnos por nada del mundo. Independiente de aquello, a veces, insistimos en tropezar con la misma piedra una y mil veces y pareciera que no aprenderemos nunca la lección. Entonces, sacarse el corazón junto con la ropa podría ser una opción válida, pero eso nos priva del placer de sentir y experiementar el amor de la manera más genuina e intensa, dejándonos a veces una sensación de vacío indescriptible. Es entonces que nos preguntamos: Vale la pena volver a empezar???

Pero qué sucede cuando el prospecto nos parece bien? Cuándo aparentemente pasa todas las pruebas que le vamos poniendo en el camino? Cuando aparentemente no tiene nada de malo? Entonces es tiempo de entrar en pánico y correr!!! Siiiiiiiiiii!! Lo más lejos posible, ojalá... o será mejor quedarse, respirar profundo y lanzarse a la experiencia del amor nuevamente? Difícil elección, sobre todo si en este experimento puede haber daños a terceros...

Es súper importante no perder el norte entonces, conservar la cabeza fría lo más que se pueda y no perder el centro - nuestro centro - y repetirse una y otra vez lo valiosas que somos para evitar que pasteleen con nosotras por enésima vez. Sin embargo, por enésima vez en la existencia humana también, al parecer, acá sólo cabe tener y tenerse fe, tomar el nuevo libro y sentarse a leer...




4 comments:

Blood said...

Sí, siempre esos hombres malos... por eso me gustan las mujeres...

Saludos sangrientos

Blood

Rafaela said...

pucha que lástima....yo he estado super concentrada en mi vida para no correr esos riesgos....pero ....tuve una desconcentración que me dejo turulata, estupefacta...si los chilenos con todas sus complicaciones...están bien interesantes....Yo creo que hay que tener paciencia, relajarse (respirar abdominalmente 8 tiempos) salir con las amigas, cuidarse los pies, jugar con los niños, leer un buen libro, dejar que te cresca el pelo un poco más, pasar el invierno, alimentarlo bien .....y
estar abierta a que a lo mejor te pegaste un tremendo guatazo...pero así se aprende. "El espacio de aprendizaje es incómodo"
un abrazo
Claudia R

Yop, Barbara para los amigos said...

cooooomo te explicoooooooooooooooooooo que te estoyyyyyyyyyyyyy escribiendooooooooooooooo desde la carreteraaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa,

un abrazo loca de patio y arranca rapido mira que estan dando palos en la cabeza muy seguidos por estos caminos....

resonANSIAS MAGneticas said...

me aventaria una...dos... tress... cuatro las veces que todo EN MI me gritara SALTAAAAAAAAAAAAAAAAAA...